Sigo buscando

Llevo años buscando algo familiar que no llego a saber qué es, es una sensación constante de como tenerlo en la punta de la lengua y nunca sale.

Lo he buscado durante años en besos y abrazos. Lo he buscado en los bares más roñosos y en el fondo de sus copas. En sus licores mata-ratas y en sus taburetes solitarios y oxidados. Lo he buscado debajo de las camas ajenas. Mirando por ventanales y en azoteas, he buscado ‘eso’, esa ‘respuesta’ en los mercados y sus puestecillos, en sus frutas y en las manos de aquellos que las aprietan para adivinar su madurez. También en tu piel de ámbar y en la sonrisa de tus ojos. Mirando las nubes o sintiendo el viento correr por mi alrededor, tumbado en la hierba o en el libro que me regalaste.

He recorrido mi infancia en los dibujos con extremidades exageradas de mi niñez, en las colecciones de cromos y tazos, pero nada. En una de esas conversaciones nocturnas en las que te iluminaba la Luna y tu piel brillaba en color plateado. En las horas de vigilia tumbados en un campo tan verde como la esperanza de encontrar esto que ando buscando. En los momentos de silencio y de dolor, en los noches inagotables de hospital, en los días eternos de innumerables cafés.

He buscado y rebuscado dentro de las personas y no he encontrado más que el tuétano. Y no, no lo encuentro.

Y toda mi jodida vida buscando algo, toda mi jodida vida con ese nosequé que me falta, o no.

Y es que me encantaría saber que es. Bueno, o tal vez no tanto.

Porque tal vez y solo tal vez sin esa búsqueda no te hubiese encontrado.

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

S'està connectant a %s